Acorol | Planificación Fiscal Internacional
15557
post-template-default,single,single-post,postid-15557,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,vertical_menu_enabled,side_area_uncovered_from_content,qode-theme-ver-10.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive

Planificación Fiscal Internacional

Planificación Fiscal Internacional

¿Qué es un convenio de doble tributación?

Un convenio de doble tributación —también llamado tratado tributario— es un tratado bilateral entre países en que se estipula el tipo y el monto de impuestos que cada país cargará sobre los ingresos generados por actividades e inversiones transfronterizas. El ingreso que es, por ejemplo, distribuido a una sociedad controladora en un país extranjero, no es gravado dos veces conforme al convenio de doble tributación, sino en uno solo de los países involucrados. El mismo concepto se aplica a los intereses, regalías y ganancias de capital obtenidos y remitidos tras fronteras, lo que también cubre otros tipos de ingresos como los salarios y las pensiones.

En la mayoría de los tratados, los países también conceden ciertos beneficios fiscales a los inversionistas extranjeros. Un claro ejemplo de esto, es la significativa reducción o prácticamente la exención de impuestos retenidos sobre los dividendos, cuando existe un convenio de doble tributación.

Las jurisdicciones más utilizadas

Las jurisdicciones más conocidas utilizadas por su planificación conforme a tratados de doble tributación son: Austria, Chipre, Hong Kong, Hungría, Luxemburgo, Malta, Países Bajos, Singapur, Suecia, Suiza (en EN) y el Reino Unido. Estos países han firmado muchos tratados de doble tributación, la mayoría de los cuales ofrece beneficios superiores al promedio. Además, las reglas fiscales locales en estos países permiten a las familias acaudaladas estructurar sus activos en cumplimiento con las obligaciones fiscales y con eficiencia impositiva. Muchos de los países mencionados anteriormente también son utilizados para establecer tenencias familiares.

Estructuración en cumplimiento con las obligaciones

Una planificación sofisticada y en cumplimiento con un tratado de doble tributación es clave para optimizar la rentabilidad del negocio, y a menudo es combinada con la estructuración de una protección a los activos. En muchos casos, en la cima de la estructura controladora internacional se encuentra un trust o fundación familiar. Sin embargo, la planificación fiscal con un tratado de doble tributación es muy complicada y lo será aún más en el futuro. Si no se configura correctamente una estructura empresarial internacional, podría acarrear graves consecuencias. Cuestiones tales como el contenido económico sustancial (en EN) se convertirán en un gran tema de la planificación en los próximos años.

No Comments

Post A Comment